Solidaridad

Conozco a una persona que vivía muy preocupada por sus problemas, por su soledad… El vivir sólo dentro de su espacio personal y familiar, hacía que las pequeñas dificultades de la vida, se agrandaran y le resultaran casi insuperables…Así iba pasando el tiempo con una vida sin aliciente ni contenido… Llegó un momento en que se puso en contacto con un grupo de personas que, además de atender sus necesidades personales y llevar adelante su familia, se preocupaban de aquellos que viven con menos posibilidades que la mayoría de la gente, en una situación de sufrimiento y de marginación… Poco a poco se fue integrando en el compromiso de caminar y acompañar, dentro de sus posibilidades, a estas personas que viven en situaciones inhumanas… La vida de esta persona ha cambiado totalmente… Sin huir de su realidad personal y familiar, se siente liberada de un montón de preocupaciones que antes la tenía bloqueada y encerrada en ella misma… Parece ser que la apertura a los demás y el compartir nuestra vida con los que sufren, nos libera, nos llena, nos ayuda a encontrar lo mejor de nosotros mismos y nos da una felicidad que no encontramos si permanecemos encerrados en nuestra vida personal…Cuando nos encontramos de verdad con los demás, es entonces cuando nos encontramos con nosotros mismos… Y también suele ser al contrario…
Buen día…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s