17 de febrero de 2019

Lc 6,17.20-26: Dichosos los pobres; ¡ay de vosotros, los ricos!

En aquel tiempo, bajó Jesús del monte con los Doce y se paró en un llano con un grupo grande de discípulos y de pueblo, procedente de toda Judea, de Jerusalén y de la costa de Tiro y de Sidón. Él, levantando los ojos hacia sus discípulos, le dijo: -Dichosos los pobres, porque vuestro es el Reino de Dios. -Dichosos los que ahora tenéis hambre, porque quedaréis saciados. -Dichosos los que ahora lloráis, porque reiréis. -Dichosos vosotros cuando os odien los hombres, y os excluyan, y os insulten y proscriban vuestro nombre como infame, por causa del Hijo del Hombre. Alegraos ese día y saltad de gozo: porque vuestra recompensa será grande en el cielo. Eso es lo que hacían vuestros padres con los profetas. Pero, ¡ay de vosotros, los ricos, porque ya tenéis vuestro consuelo! ¡Ay de vosotros, los que estáis saciados, porque tendréis hambre! ¡Ay de los que ahora reís, porque haréis duelo y lloraréis! ¡Ay si todo el mundo habla bien de vosotros! Eso es lo que hacían vuestros padres con los falsos profetas.

REFLEXIÓN

Por el evangelio de hoy vemos claro que Dios está de parte de los pobres, de los que pasan hambre, de los que sufren por cualquier causa y de aquellos que el mundo persigue y margina. Y Dios se distancia  de los ricos, de los que viven muy bien y no les falta de nada, de los poderosos y de los que están por encima de todos. Para encontrarnos con Dios tenemos que acercarnos a los pobres y a todos aquellos que el mundo pone en el último lugar. Para dar lugar a Dios en nuestro corazón, tenemos que abrirlo a los pobres y a los que sufren. Y cuando a nosotros nos toca estar en el lugar de los pobres, hemos de dar gracias a Dios porque nos ha concedido el lugar dónde él está.

 

Los partidos que hacen falta

En casi todas las naciones la sociedad está dividida por los conflictos y heridas que se han producido a través de la historia, por las desigualdades, los fanatismos y otras muchas cosas… A la hora de hacer política, hacen falta partidos que trabajen por la reconciliación, la igualdad y por curar las heridas que se han producido, no por aumentar las distancias y los conflictos…

Buen día…

Els partits que fan falta
En quasi totes les nacions la societat està dividida pels conflictes i ferides que s’han produït a través de la història, per les desigualtats, els fanatismes i moltes altres coses… A l’hora de fer política, fan falta partits que treballen per la reconciliació, la igualtat i per curar les ferides que s’han produït, no per augmentar les distàncies i els conflictes…
Bon dia…

La Mesa de la Palabra (5)

En la Palabra Dios se nos revela, nos manifiesta quién es y cómo es. Nuestra fe nace de escuchar y aceptar la Palabra. No creemos en el Dios que nosotros pensamos, sino en el que se nos revela a través de su Palabra. La Palabra nos dice que Dios es comunicación y diálogo, que comparte con nosotros todo lo que es y lo que tiene. Por eso los que creemos en Jesús, que nos ha hablado en nombre del Padre, somos personas comunicativas y dialogantes, no personas cerradas, que creen que lo saben todo.  Y cuando Dios nos entrega su Palabra, hace una alianza de amor con nosotros, un matrimonio. Nos da su Palabra que nunca retirará y que siempre cumplirá. También los cristianos hemos de ser personas de “palabra”, de fidelidad y de verdad. Nuestra palabra, compromete nuestra vida, como Dios compromete la suya al comunicarse con nosotros.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s