1 de marzo de 2019

Mc 10,1-12: Lo que Dios ha unido, que no lo separe el hombre.

En aquel tiempo, Jesús se marchó a Judea y a Transjordania; otra vez se le fue reuniendo gente por el camino, y según costumbre les enseñaba. Se acercaron unos fariseos y le preguntaron para ponerlo a prueba:-¿Le es lícito a un hombre divorciarse de su mujer? El les replicó:
-¿Qué os ha mandado Moisés? Contestaron: -Moisés permitió divorciarse, dándole a la mujer un acta de repudio. Jesús les dijo: -Por vuestra terquedad dejó escrito Moisés este precepto. Al principio de la creación Dios los creó hombre y mujer. Por eso abandonará el hombre a su padre y a su madre, se unirá a su mujer y serán los dos una sola carne. De modo que ya no son dos, sino una sola carne. Lo que Dios ha unido, que no lo separe el hombre. En casa, los discípulos volvieron a preguntarle sobre lo mismo. El les dijo: -Si uno se divorcia de su mujer y se casa con otra, comete adulterio contra la primera. Y si ella se divorcia de su marido y se casa con otro, comete adulterio.

REFLEXIÓN

Nos damos cuenta de que las parejas están pasando por momentos difíciles. Las decisiones de los que viven en matrimonio hemos de respetarlas y nunca meternos a juzgarlos por lo que hacen. Sabemos que Dios quiere salvar a todos… Jesús, esta página del Evangelio, nos habla de cómo es Dios y cuál el plan que él tiene sobre el matrimonio, independiente de lo que las personas hagan o dejen de hacer. Dios ha hecho una alianza de amor con cada uno y con toda la humanidad. Y nunca rompe esa alianza. Así piensa que ha de ser la unión de la pareja. Si hay verdadero amor, Dios piensa que ha de durar para siempre, que no se ha de romper, pero aunque se rompa, el Señor no deja de amar y de hacer todo lo posible por salvarlos a todos.

 

NUESTRAS LIMITACIONES

A veces pensamos que servimos para todo y que podemos hacerlo todo, y no es así. Sólo podemos ser nosotros y realizarnos plenamente, cuando conocemos y aceptamos nuestras limitaciones, y actuamos a partir de nuestras posibilidades reales… Lo demás son pretensiones inútiles…

Buen dia…

 

LES NOSTRES LIMITACIONS
A vegades pensem que servim per a tot i que podem fer-ho tot, i no és així. Només podem ser nosaltres i realitzar-nos plenament, quan coneixem i acceptem les nostres limitacions, i actuem a partir de les nostres possibilitats reals… La resta són pretensions inútils…

Bon día…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s